INSTITUCIÓN EDUCATIVA Nº 31789 "MIGUEL GRAU" LA OROYA - Especialistas en Educacion
 

INICIO
ECONOMÍA
NORMATIVIDAD
EVENTOS ACADÉMICOS
GALERÍA DE FOTOS
Videos de interés
Proyectos de Innovación
ENTIDADES INTERNAS
Aportes de profesionales
=> Especialistas en Educacion
DIRECTORIO DE DOCENTES
CONVOCATORIA
AGRADECIMIENTO
RED EDUCATIVA
Noticias y Comunicados oficiales

"IMITAR, IGUALAR Y SUPERAR A LOS MEJORES" 

TEMA INTRODUCTORIO DE MOTIVACIÓN

 Por: Francisco Secinio Solís Ortega.
 
"Imitar, igualar y superar a los mejores", es el lema de la Institución Educativa No. 31789 "Miguel Grau", fieles a ello, buscamos imitar a los FINLANDESES que tienen la mejor educación en el mundo, porque en ese país sus gobernantes, su población adulta consideran a LOS NIÑOS Y NIÑAS DE SU PAÍS COMO EL TESORO MÁS VALIOSO DE SU MUNDO EXISTENCIAL, por esa razón dice el investigador español Javier Melgarejo su educación les confían en las manos de los mejores profesionales de su país.
 
La escala de valores que todo trabajador, está obligado a practicar y cumplir  en la I.E. "Miguel Grau", tiene mucha relación con los pensamientos y la actitudes de los finlandeses, porque nuestra escala de valores es, PRIMERO:  LOS ALUMNOS. SEGUNDO: LA INSTITUCIÓN EDUCATIVA Y TERCERO: LOS ASUNTOS PERSONALES. (dicha escala, el sistema de valores mensualizados y otras indicaciones del PROYECTO EDUCATIVO INSTITUCIONAL claramente están transcritos en la AGENDA DE CONTROL - AUTOCONTROL DEL ESTUDIANTE que anualmente entrega la Dirección al 100% de estudiantes de la Escuela  "MIGUEL GRAU" para su real aplicación).
 
El lema pedagógico de la I.E. "Miguel Grau" es: "NIÑOS Y NIÑAS APRENDIENDO PARA ENSEÑAR", eso implica que los trabajadores en la educación tienen como misión y obligación de enseñar y/o vivir experiencias altamente significativas a fin de que los estudiantes lleguen a sus hogares a desarrollar sus obligaciones escolares con alta motivación y antes de pedir ayuda, al contrario, enseñen a sus padres, hermanos y mundo circundante lo que aprendieron. En contra de la pedagogía tradicional de solicitar a sus padres y/o hermanos mayores que le enseñen o le refuercen  porque no entendieron  lo explicado por sus profesores.
 
Cristian Barnard
CONSECUENTE CON NUESTRAS AFIRMACIONES, LEALES  CON NUESTRO P.E.I. PERSEVERANTES CON NUESTRA RESPONSABILIDAD FUNCIONAL E INSTITUCIONAL, EL DIRECTOR DE LA I.E., DESPUÉS DE LA SUSPENSIÓN DE UNA ORGANIZACIÓN MUY IMPORTANTE EN UNA I.E., TODA VEZ, QUE FUERON LOS PRIMEROS EN LA CIUDAD DE LA OROYA DE CREAR ESTA ORGANIZACIÓN INTERNA EN EL NIVEL PRIMARIO, ORGANIZÓ EL "CÍRCULO DE ESTUDIOS DE TALENTOS ACADÉMICOS"  EN EL PRESENTE AÑO ESCOLAR 2012. PERO AHORA CON LA ÚNICA FINALIDAD DE OTORGARLE CONTINUIDAD A TRAVÉS DE LA PREMISA DEL MEJORAMIENTO CONTINUO.
 

 

 

¿Cómo reconocer a un buen profesor?
(León Trahtemberg)

 

 
¿Cómo reconocer a un buen profesor? (León Trahtemberg)
¿Cómo reconocer a un buen profesor? (León Trahtemberg)
 
El concepto de "perfil" del buen docente usado con frecuencia como un término de tipo normativo y estandarizado que intenta tipificar a los buenos maestros me parece inadecuado. Suponer que existe un perfil del maestro ideal y que si los evaluados no calzan con ese perfil no son buenos maestros, no resiste la confrontación con la realidad. Más sentido podría tener hablar de algunas características de los buenos docentes, que siendo muy distintos unos de otros pueden ser muy valiosos para la vida de los alumnos.
 
Por ejemplo, yo consideraría que independientemente de la personalidad y estilo pedagógico es necesario que domine los temas que va a enseñar y sea una persona honesta, no dogmática, con mente libre y abierta. En su quehacer apreciaría mucho lo siguiente: 1) Nunca hace dos clases iguales, aunque enseñe el mismo curso en dos clases paralelas en el mismo colegio (porque lo contrario supone que le importa un bledo lo que surge de modo particular en cada clase y lo que aportan los alumnos); 2) Procura ser muy equitativo, es decir, no cree en la igualdad entre alumnos (inexistente) sino en la equidad: cada uno de acuerdo a sus capacidades y posibilidades; 3) Es innovador e interactivo, promotor de que los alumnos hagan investigación propia y busquen soluciones originales a los temas que se discuten; 4) Mantiene un buen vínculo y comunicación con cada uno de sus alumnos y los alienta a resolver armónicamente sus conflictos; 5) Tiene la capacidad de discrepar con el director y otras autoridades cuando se discuten temas vinculados a la vida escolar con los que no está de acuerdo (en lugar de agachar la cabeza sumisamente).
 
Finalmente, no existe un buen maestro a secas, en el vacío, que será bueno para cualquier contexto y cultura institucional, porque el impacto del docente se siente a través del vínculo que establece con cada uno de sus alumnos y grupos, lo cual es distinto en cada contexto. Al evaluarlo hay que observar cómo es que logra que sus alumnos se motiven y aprendan. Eso no se puede hacer con un simple checklist.
 
                               
 

=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=